[email protected] Lun - Vie. 8:00am - 5:00pm

Rediseño web, 7 preguntas claves que te dicen que es momento de una nueva imagen.
Autor : Sebastián Morales

 

 

Rediseño web, 7 preguntas claves que te dicen que es momento de una nueva imagen.

Contar con un espacio en la web es fundamental para el crecimiento de tu negocio, pero al igual que cualquier canal requiere de dedicación y cuidado para hacer que crezca y obtenga los resultados que planteamos en un inicio. No debemos olvidar que también representa una inversión que en el tiempo debe ser rentable o de lo contrario no tendría sentido mantenerla, por eso queremos enfatizar en el impacto negativo que puede tener una página web desactualizada y compartirte 7 preguntas que pueden ayudar a identificar si tu negocio necesita un rediseño web.

“Convierte tu página en la referencia máxima para tu competencia, así nunca tendrás que preocuparte de adaptare al mercado ya que tú serás quien impone el ritmo”

  1. ¿Puedes visualizar tu página web desde cualquier dispositivo?

Si tu sitio web no cuenta con la capacidad de adaptarse a los diferentes dispositivos móviles (computadores, tablets, celulares...) debes tener en cuenta que ya tienes la primera alerta que nos indica que es necesario plantear un rediseño web.

En infinidad de ocasiones nos hemos encontrado con negocios u/o organizaciones que llegado el momento de visitarlas desde nuestros celulares presentan serios problemas de adaptabilidad: los textos no se ajustan a la proporción correcta, las imágenes se cortan sin dejar ver su intención, Imposible acceder a los botones o algo tan básico como la dificultad de interactuar con el menú, con este tipo de webs debemos ser claros e identificar que no cuentan con un desarrollo responsive lo que repercute seriamente en la perdida de clientes potenciales, quienes no están dispuestos a tener que hacer grandes esfuerzos para acceder a tu información.

  1. ¿Cuánto tiempo se tarda en ingresar a tu página web?

Contar con un espacio web que tarde más de 5 segundos en cargar tiene serias implicaciones en el desempeño y resultados, representando la segunda señal sobre la importante decisión de implementar un rediseño web.

En primer lugar, debemos entender que toda página debe estar indexada con algún tipo de buscador y todos sabemos que el más importante es Google, el cual penaliza significativamente toda página que represente un esfuerzo de tiempo superior a la media. Recuerda que la carga es un factor determinante el posicionamiento de tu web.

Como segunda variable tenemos la correcta optimización y desarrollo del material y recursos que tenemos en nuestra web, aquí nos referimos a el peso de los diferentes elementos que componen la página y que pueden representar un esfuerzo importante cuando ingresamos.

Para cerrar el tema y como recomendación debemos entender que las personas no están dispuestas a esperar cuando de la web se trata, es mucho más fácil retroceder y acceder a otro sitio que si cumpla con nuestras expectativas, por ello es un factor decisivo si estamos pensando en una renovación web.

  1. ¿Existe una verdadera experiencia del usuario al visitar tu página?

Muchos desconocemos de que se trata el concepto UX sin llegar a entender lo primordial que puede ser. No se trata únicamente de atraer visitantes, si al llegar a nuestra página web no encuentran lo que están buscando o simplemente distribuimos la información de cierto modo en que se dificulta navegar, entonces estamos antes un problema de experiencia de usuario.

Aquí existen diferentes caminos, pero el mejor ejercicio en que podemos pensar es revisar el recorrido que un usuario promedio realiza hasta llegar a la acción deseada (llenar formulario, comprar un producto, contactar por WhatsApp…) de esta forma identificamos los pasos que se hacen de más o que variables debemos agregar, señalándonos de forma involuntaria que ya es tiempo de evaluar un rediseño web que fortalezca la navegación.  

  1. ¿Consideras que el diseño actual es moderno y fresco?

La cuestión es muy simple, tu negocio se moderniza en cada momento y este cambio debe verse asimismo en la página, si al ingresar en ella sentimos que no está representando el momento actual de la compañía necesitamos un rediseño web. No siempre se trata de cambiarla completo, es encontrar los elementos de mejora que pueden ayudarte a crecer.

En este punto crucial podemos reconsiderar el rediseño web desde los siguientes aspectos:

  • características importantes de nuestra imagen corporativa.
  • Material multimedia que acompaña el contenido.
  • Redistribución de elementos en el espacio.
  • Nueva interactividad en secciones.
  1. ¿El lenguaje en que se desarrolló se adapta con las tendencias actuales?

Muchos negocios cuentan con páginas desde hace ya varios años, pero desconocen el tipo de lenguaje y herramientas con que fueron desarrollados. En muchas ocasiones de aquí parten los inconvenientes porque al ser desarrollos antiguos, pueden encontrarse desactualizados dando como resultado una serie de problemáticas: lentitud generalizada, plugins que no se visualizan, tipografías mal insertadas, Material multimedia que genera errores…

Si conoces de antemano que tu sitio tiene estas características, es importante considerar en el corto plazo un rediseño web que evite tener que estar realizando ajustes constantemente.

  1. ¿Tu página web cumple con el objetivo de mercado que necesitas?

Todo negocio cambia, se adapta, encuentra nuevas y mejores oportunidades por los motivos anteriores es normal que en algunos casos sea importante reestructurar o cambiar el objetivo por el que inicialmente creamos nuestro espacio.

Los ejemplos son variados, pero puede suceder que decidamos que nuestro sitio más que informar sobre el negocio se va a dedicar a comercializar productos o un caso netamente inverso, otra situación por ejemplificar es que empezamos con un sitio muy pequeño, pero con el pasar del tiempo crecimos en portafolio y variedad y queremos compartir todo esto a nuestros visitantes. Los casos anteriores comparten una necesidad puntual y es el rediseño web para cumplir con la necesidad actual.

  1. ¿En qué posición se encuentra tu web con relación al SEO?

Nuestra posición en los buscadores determinara que tantos visitantes y que tan competitivos estamos frente al mercado que trabajamos. El ejercicio de SEO es una labor constante y aunque al empezar nuestra web podemos estar bien posicionados si no hacemos algo para continuar por el buen camino, empezaremos a bajar.

De aquí la importancia de tener una estrategia SEO, si no la implementaste desde un principio debemos empezar con una reestructuración que te permita organizar e identificar las palabras claves del nicho para comenzar a implementarlas y así veras como tu negocio va escalando poco a poco hasta la cima.

Si quieres conocer más sobre este servicio contáctanos

Solicitar información no genera ningún costo.

Permítenos asesorarte en la construcción de tu nuevo sitio web. 

×